Fantasmas
Rosa 13
Z.U.L.E.M.A.
Títeres
Honoria
Cuentos Cortos
Historias Cruzadas

viernes, 27 de febrero de 2015

Umberto Eco. El nombre de la rosa (1/7)


BIOGRAFÍA

Nació en Italia en 1932. Debido a la segunda gran guerra, su padre fue llamado al servicio activo y se tuvieron que mudar de pueblo. De su vida privada no hay mucha información ya que todavía sigue vivo y todavía los metiches no se han podido meter en sus asuntos personales

Es escritor, filósofo y crítico literario. Tiene especialidades en semiología (estudio de los signos y sus sentidos) y comunicología. En filosofía tiene inclinación predilecta en las ramas de semiótica, lingüística, estética y moralidad. Es catedrático y ha fundado escuelas y asociaciones para difundir la cultura

Ha escrito muchos libros, muchísimos más ensayos, y ha recibido el doctorado honoris causa de decenas de universidades por todo el mundo, así como también condecoraciones y títulos nobiliarios. Ha pesar de haber sido propuesto para el premio Nobel, no ha declarado la guerra a nadie, por lo que no lo ha ganado

CONTEXTO HISTÓRICO

Le tocó vivir la segunda gran guerra, viviendo en uno de los países que fueron participantes activos, lo cual significa que le tocó la dictadura de Mussolini. Sin duda alguna la opresión de una dictadura y los horrores de la guerra le motivaron a encontrar una solución distinta a lo que se ha planteado siempre, y por eso creo que apuesta por el pensamiento, la cultura y el arte como una forma de crear un mundo mejor

A pesar de su edad no está peleado con las nuevas tecnologías; pero a diferencia de las nuevas generaciones, sabe que hay algo que vale más la pena y no se desvive por ellas

Incluso el libro que trataré en estas entradas ha sido llevado al cine en una muy buena adaptación que recoge lo más relevante del drama; pero que a mi punto de vista, como filósofo, prefiero el libro por toda la complejidad intelectual que aborda

FUENTES

http://es.wikipedia.org/wiki/Umberto_Eco

Para ir a la parte 2, picar aquí

viernes, 20 de febrero de 2015

H. G. Wells. Una Utopía moderna (4/4)

Para ir a la parte 3, picar aquí

Favor de visitar también esta otra entrada dedicada a otra obra del mismo autor: (picar aquí)
 
CAPÍTULO OCTAVO
MI DOBLE UTÓPICO
5

"Hemos convenido en purgar a este Estado y a sus habitantes de sus tradiciones, asociaciones, prejuicios, encadenamientos artificiales y en construirlo todo de nuevo; pero carecemos hasta de la fuerza para renovarnos nosotros mismos. Nuestro pasado, sus accidentes, sobre todo sus accidentes, y nosotros mismos formamos simplemente un todo"

CAPÍTULO NOVENO
LOS SAMURÁIS
2

Clasificación en utopía de las clases

La clase poliética, individualidades mentales creadoras, artistas, científicos, y si ambas cualidades se unen, son filósofos
La clase cinética, ¿Ñoños?, son como los poliéticos pero no crean, dominan el conocimiento actual. "Los cinéticos viven, en tanto que los poliéticos suelen experimentar con la vida"
La clase obtusa, "Los obtusos son individuos de imaginación absolutamente imperfecta, gentes que no se asimilan nunca por completo lo que aprenden, que no entienden bien lo que se les dice y que no discurren claramente (...) son las gentes estúpidas, las gentes incompetentes, las gentes formulistas o imitadoras"
La clase villana, son cualquiera de los tres anteriores que usa todo para el mal, "muestran tendencias estrechas y egoístas más persistentes que el resto de la humanidad; son casi siempre vanidosos y nunca sinceros, y poseen notables aptitudes para el disimulo; son capaces de crueldad y, a veces, se advierte en ellos marcada disposición hacia ese defecto"

5

"(...) ningún apetito debe ser avasallado ni aguijoneado por estimulantes artificiales, pero que tampoco se le debe condenar a privación perpetua. Un hombre debe abandonar la mesa satisfecho, pero no repleto"

"(...) Hemos comprobado que toda mujer que dispone de dinero lo emplea en hacer una guerra ruin a las demás mujeres. En tanto que los hombres rinden pleitesía a la civilización, las mujeres parecen retroceder al estado salvaje, al tatuaje y las plumas"

"(...) Cuanta más belleza ideal tengamos en las formas y en los rostros, tanto más hermoso será nuestro mundo"

7

El hombre "(...) Es religioso; la religión en él es tan natural como el deseo sensual o como la cólera, menos intenso ciertamente, pero sobreviniendo con fatalidad irresistible tan pronto como la calma sucede a todos los tumultos y a todas las agitaciones"

CAPÍTULO DÉCIMO
LAS RAZAS EN UTOPIA
1

"(...) El hombre sigue la moda, pero se irrita contra el modelo impuesto"

"(...) Un espíritu maduro muy intelectualizado puede, en cuanto a sus vínculos, referirse muy lógicamente a la idea de un ser superior tan lejano e indefinible como Dios, tan vasto como la unidad y tan extenso como el fin de las cosas"

2

"(...) Se nos dice que el mestizo reúne en sí los vicios de sus padres; que es de salud y mentalidad míseras y, al mismo tiempo, vengativo, robusto y peligroso en sumo grado; que sus costumbres (el blanco abyecto se parapeta tras una moral exigente y elevada) son indescriptibles, no sabría hablar, ni siquiera en voz baja en un salón, etc., etc. Un espíritu sin prevenciones no aceptaría el más ínfimo de los testimonios de semejante procedencia para fundar su opinión sobre el asunto" (Yo que vivo entre mestizos, sí, es cierto, son unos nacos)

3

"(...) Lo que verdaderamente se opone a la esclavitud no es que sea injusta respecto a los inferiores, sino que hace injustos a los superiores. Con una raza realmente inferior sólo cabe hacer una cosa: exterminarla"

"(...) Hay diversas maneras de exterminar a una raza, aunque casi todas crueles. Se la puede destruir por el hierro y por el fuego, a ejemplo de los antiguos hebreos; se la puede dominar y hacerla morir de dolor, como los españoles hicieron con los caribes; se la puede concentrar en comarcas determinadas y envenenarla lentamente con los productos deletéreos, como hacen los norteamericanos con la mayor parte de sus indios; se la puede incitar a que use vestidos a que no está acostumbrada, a vivir en condiciones extrañas y nuevas para ella que la expongan a las enfermedades infecciosas, como los misioneros lo practican con los polinesios; se puede recurrir a la honrada y simple matanza como los ingleses han hecho con los tasmanianos; se puede imponer tributos que inducen al «suicidio de la raza», como ha hecho la administración inglesa en las islas Fidji..." (¿Verdad que no son sólo los nazis los malos?)

5

Yo antes de leer esta obra, tenía ya la idea de la hibridación; pero aquí, Wells afirma:
"(...) La síntesis, digámoslo de pasada, no significa necesariamente ni fusión ni uniformidad"

CAPÍTULO: CONCLUSIONES...
"Mi sueño es un pobre sueño para mí solo, es la quimera que a mí me basta."

------
El lector serio puede consultar si lo desea las obras siguientes: Use of Words in Reasoning, de
Sindgwick (especialmente); Essentials of Logic, de Bosanquet; Principles of Logic, de Bradley; y
Logik, de Sigwart. El lector de espíritu menos técnico puede leer el artículo «Lógica» del profesor
Case, en la Enciclopedia Británica, vol. XXX. Yo he añadido como Apéndice de esta obra un esquema filosófico leído ante la Sociedad Filosófica de Oxford en 1903


Para ir a la parte 3, picar aquí

viernes, 13 de febrero de 2015

H. G. Wells. Una Utopía moderna (3/4)

Para ir a la parte 2, picar aquí
Para ir a la parte 4, picar aquí

Favor de visitar también esta otra entrada dedicada a otra obra del mismo autor: (picar aquí)


CAPÍTULO QUINTO

FALLOS DE UNA UTOPÍA MODERNA

1



En este subcapítulo describe el poder de Leviatán para administrar a sus esclavos



2



"(...) Hay que recurrir a una especie de cirugía social. Mientras ciertas gentes permanezcan libres no existirá de hecho y públicamente la libertad social; los niños no podrán hablar con quien les plazca y las mujeres no podrán ir y venir a su antojo"



Los delincuentes, afirma, son culpa del estado mismo por no educarlos bien, así que no puede aceptar la pena de muerte



"(...) La bancarrota de un Estado se mide por el número de crímenes y de existencias culpables que ha cobijado bajo su manto; todo crimen es, en último término, el crimen de la comunidad"



Tampoco imagina cárceles como tal, sino reclusión en islas muy aisladas: "«Vuestra manera de vivir no es la nuestra -diría el Estado Mundial-, pero ahí seréis libres y todos los de igual calaña; ahí tendréis viñas y campos de cebada. Nombrad vuestros jefes, destilad, fabricad vuestras drogas. ¡Nosotros sólo nos encargamos de la policía; para el resto arreglaos corno os plazca!» (...) ¿Por qué, una vez reducidos los criminales a la impotencia, se ha de perseguirles obligándoles a respetar y seguir un ideal de conducta incompatible con sus instintos? Por eso una Utopía moderna se purificará de su merma, de su escoria social en receptáculos tales como las islas diseñadas. No veo yo otra alternativa"



3



"(...) Es necesario que el trabajo se realice. La humanidad se sostiene día a día por su esfuerzo colectivo, y sin un esfuerzo constantemente renovado en el individuo y en el conjunto de la especie no existe la salud ni la dicha. La ociosidad permanente de un ser humano no es sólo onerosa para el mundo, sino que conduce directamente a la miseria del individuo"



"(...) el dinero no se torna dañoso hasta que las malas leyes y una organización económica defectuosa hacen que los hombres malos puedan apoderarse de aquél más fácilmente que los buenos"



4



"(...) Si, por ejemplo y por virtud del sistema restringido de transmisión hereditaria, un hombre hereda una fortuna lo bastante grande para no tener que trabajar, ese hombre será libre de ir a donde quiera y de hacer lo que le plazca. Es bueno que en el mundo existan individuos de esta especie en cierta proporción; considerar el trabajo como una obligación moral es doctrina de esclavo, y en tanto que nadie se halle sometido a una labor excesiva, en modo alguno precisa atormentarse porque una minoría deje de trabajar. El objetivo de Utopía no es el de contentar la envidia. En una hermosa atmósfera moral e intelectual se deben al placentero descanso las experiencias, la filosofía, las nuevas invenciones" (El trabajo hace al hombre, la protección hace al atzán, la ciencia hace al sî, la guerra hace al hormon y al droid, el juego hace al zzappha... ¿Qué rayos hace a un noorgánico? Comentario que sólo los que han leído mis obras entenderán)



"(...) El objetivo de toda esta organización -salario mínimo, ideal de vida, socorros a los débiles y los desocupados- no es el de suprimir los estimulantes, sino el de cambiar la naturaleza, no hacer la vida menos enérgica, pero si menos alocada, menos violenta y menos baja, transportar la lucha por la existencia del dominio de los bajos instintos al de las emociones elevadas y prevenir y neutralizar así los motivos por virtud de los cuales obran los individuos miserables o brutales. De este modo, la imaginación ambiciosa y enérgica, que es la más bella facultad del hombre, podrá convertirse en factor determinante para la conservación de la especie"



8



"(...) un ojo no ve ni se mueve sin una voluntad y un propósito. Una Utopía que sólo se preocupara de aparatos e instalaciones sería un sueño de superficialidades; el problema esencial aquí, el cuerpo que cubren esas vestiduras, es un problema moral e intelectual. Tras ese orden material y esas comunicaciones perfectas, y esos servicios públicos y organizaciones económicas tan bien montados, es preciso que haya hombres y mujeres que quieran esas cosas"



CAPÍTULO SEXTO

LAS MUJERES EN UNA UTOPÍA MODERNA

1



"(...) la más bella de sus sensaciones, que es algo así como el buen vino del Rhin, comparado con la mezcla de ginebra, cerveza y melaza de sus emociones"



2



"(...) El ideal de toda civilización científica es el de impedir que esos seres débiles nazcan; no existe otro medio de escapar al castigo que la Naturaleza inflige a los débiles"



"(...) Cada vez más carga sobre sí el Estado la responsabilidad del bienestar general del niño y, por esto mismo, cada vez está más justificado su derecho a decidir a qué niños acogerá y protegerá"



"(...) El eje natural de la vida emotiva, la voluntad capital, la expresión suprema y representativa de la individualidad estriba en la elección de la pareja destinada a la procreación"



"(...) Una licencia convenientemente mitigada -ningún hombre de Estado lo ignora- puede producir los efectos sociales de una prohibición absoluta, sin oprimir enfadosamente"



3



"(...) Mientras las mujeres sean comparadas económicamente a los hombres y a los adolescentes, aparecerán como inferiores precisamente en la medida en que difieren de los hombres" (La idea sería comparar a la mujer con el varón en cuanto a humanos)



"(...) Pero -y no os alarme por su aparente crudeza esta propuesta- suponed que la Utopía moderna iguala las cosas entre los sexos de la única manera posible, esto es, decidiendo que la maternidad es un servicio prestado al Estado, servicio que lleva aparejado el derecho a una vida asegurada. Puesto que el Estado prohíbe o sanciona la maternidad, una mujer que es madre o que va a serlo, posee cuando menos, por este solo hecho, tantos títulos para gozar del salario superior o mínimo, de la asistencia, del respeto, de la dignidad y de la libertad, como un agente de policía, un procurador general, un rey, un obispo, un profesor de Universidad o cualquier otra persona que viva del presupuesto" (¡¡Tómala!!)



4



"(...) El matrimonio prolífico ha de entenderse como un privilegio lucrativo"



5



"(...) Su modestia, su decoro; no estriba en afectar que ignoran su sexo, sino en afinarlo y acentuarlo; su vestido subraya ostensiblemente los elementos distintivos de sus formas"


viernes, 6 de febrero de 2015

H. G. Wells. Una Utopía moderna (2/4)

Para ir a la parte 1, picar aquí
Para ir a la parte 3, picar aquí

Favor de visitar también esta otra entrada dedicada a otra obra del mismo autor: (picar aquí)


CAPÍTULO TERCERO

ASPECTOS ECONÓMICOS DE UTOPÍA

1



"(...) El oro está condenado, convertido en utensilios poco honorables y abolido en la sociedad ideal como si fuese la causa y no el instrumento de la humana bajeza (...) Transformar este metal en vasos vulgares o expulsarlo del estado es castigar el hacha con que el asesino comete el crimen"



2



Aquí se describe un modelo económico basado en energéticos



3



"Se ignora el hecho de que el comercio es una consecuencia indirecta y no un factor de la vida social; que la propiedad es una convención plástica y fluctuante; que el valor sólo puede ser apreciado impersonalmente en el caso de las necesidades más generalizadas"



4



"(...) Para el espectador, el individualismo y el socialismo son igualmente absurdos: el uno quisiera someter a los hombres a la dominación de los violentos y de los ricos; el otro quisiera hacerles esclavos del funcionamiento del Estado, y, sin embargo, la buena senda atraviesa quizás, aunque algo sinuosamente, por el valle que los separa"



"(...) El estado debe ser progresivo, no estático, y ello implica una profunda modificación en el carácter general del problema utópico; no solo hemos de atender a la alimentación y el vestido, al buen orden y la higiene, sino a la iniciativa también. El factor que conduce al Estado Mundial de una a otra fase de su desarrollo es el libre juego de las individualidades"



5



"(...) El hombre que nada posee, que carece de abrigo y de alimento, no tiene otra alternativa que la de trabajar para adquirir; ese hombre es esclavo de sus necesidades en tanto no dispone del medio de satisfacerlas"



"(...) En las condiciones terrestres, la propiedad de un hombre puede alcanzar en breve espacio de tiempo proporciones tales que su libertad acabe por oprimir la libertad de los demás. Trátase en este caso de una adaptación de libertades en conflicto, de una cuestión cuantitativa que muchas gentes se obstinan aún en transformar en cuestión cualitativa"



Las cosas que se convierten en una extensión o símbolo de nuestra personalidad son cosas sobre las cuales uno tiene el único derecho y que nadie puede quitar; pero que sí podemos conservar, dar o prestar



6



"(...) Si el trabajo es una dicha, jamás dicha alguna se disfrazó tan perfectamente, y las bravas gentes que predican esa doctrina no vacilan, sin embargo, en prometer una magnífica ociosidad en la eternidad paradisíaca" (Arbeit macht Frei, Arbeit macht Mann)



"(...) Hay una diferencia palpable entre arrancar patatas «por placer propio» y arrancarlas para no perecer de hambre, día por día, como una servidumbre inevitable. Esta necesidad imperativa es la esencia del trabajo"



8



Con respecto a la belleza y los concursos de ingeniería que imagina el autor, dice: "(...) así como hay en la Tierra quien... ¡Cielos! ¿En qué se ejerce la crítica sobre la Tierra? ¡Sobre el corte y el color de una corbata!..."



CAPÍTULO CUARTO

LA VOZ DE LA NATURALEZA

2



Cuando el metiche utópico hablaba sobre médicos e ingenieros: "(...) -¡Nobles voluntarios! -exclamó-. Mejor dicho, dioses voluntarios; esto es lo que ellos se imaginan ser"



"(...) Una muerte natural vale indudablemente más que una vida artificial"



3



"(...) El mundo no puede tornarse perfecto en un día y por aclamación, abandonándolo luego a sí mismo"



"(...) hablar de leyes justas y de gobierno prudente, de sistema económico bien equilibrado, de orden social maduramente establecido, sin decir cómo se han alcanzado, sin explicar cómo se sostienen a pesar de la vanidad, de la intemperancia, de las fluctuaciones caprichosas, de las imaginaciones vacilantes, de las luchas de partido que encantan hasta a los que no toman parte en ellas, sería como construir un palacio sin puerta y sin escalera"